Esta flor imita el ano de un caballo muerto para atraer a los insectos.


Existen algunas plantas que emplean unas tácticas un tanto curiosas para la polinización.

El mundo vegetal está repleto de formas, colores y olores espectaculares, aunque algunos de ellos, no resulten “bellos”, en el sentido más literal de la palabra. Hoy profundizaremos en una de esas estrategias creativas de la naturaleza con el único objetivo de reproducir su especie cuanto más mejor. Y, para atraer a los insectos polinizadores, qué mejor que un aspecto llamativo o un olor igualmente destacable.

¿Qué es la polinización?
La polinización juega un papel importantísimo en la vida en la Tierra, asegurando la continuidad de una vasta biodiversidad y sustentando los ecosistemas de los que depende en gran medida la humanidad. Esta herramienta de la naturaleza no es sino la transferencia de polen de las partes masculinas de una flor (anteras) a la parte femenina (estigma) de la misma flor o de otra distinta, algo crucial para la fertilización de las plantas, lo que lleva a la producción de frutos y semillas. Aquí, las flores y los insectos constituyen el más claro ejemplo de mutualismo entre el reino animal y el vegetal. Y para que una planta resulte atractiva para los insectos, a veces, tiende a ser particularmente imaginativa. Es el caso de Helicodiceros muscivorus.

Via: MuyInteresante

 

 

YouTube video
YouTube video
YouTube video


Like it? Share with your friends!

1
1 point

Comments

comments